Sublimotion, la experiencia de comer en realidad virtual

Sublimotion, la experiencia de comer en realidad virtual

Monti Ruiz

Sublimotion nació hace sólo un par de años y ya ha acaparado la prensa de medio mundo. Y no únicamente porque sea el restaurante más caro del mundo (que también, porque el menú degustación por persona son 1.500€), sino por la experiencia única de realidad virtual que ofrece entre sus cuatro paredes. El martes tuvimos la suerte de contar con su director, Eduardo Vega, en el evento The App Date Foodies en la Fundación Telefónica de Madrid, quien nos planteó la siguiente pregunta: ¿Cómo será una cena de amigos en 2050? Y es que Sublimotion va un paso por delante.

Una habitación-cápsula de 70 metros cuadrados y unos techos de 7 metros de alto reciben a los 12 afortunados comensales que degustarán mucho más snacks que hechos con todo el mimo del mundo. Porque primeramente, te quedas con la boca abierta por el poder de las gafas de realidad aumentada, recordando a la visión especial de robots como Terminator, pero después te sumerges de lleno en la realidad virtual, transportándote a lugares apasionantes sin ni si quiera levantarte de la silla. Casi se te puede olvidar que estás en el restaurante de Paco Roncero, porque se cuidan detalles como la temperatura de la sala y el aroma para que un aura de tecnología envuelva la experiencia. Vamos, que los 1.500€ del cubierto se amortizan bien.

sublimotion-realidad-aumentada

sublimotion-capsula-restaurante

sublimotion-capsula-restaurante-3

sublimotion-capsula-restaurante-2

Para evitar los peligros de emplear cuchillo y tenedor en realidad virtual, los aperitivos se cogen con la mano, con la curiosa recomendación de cerrar los ojos para ser capaz de atinar en la boca, ya que la cámara de las gafas se encuentra en el lateral izquierdo y si no te acabas estampando el bocadito en pleno moflete. De todos modos, una preciosa maestra de ceremonias así como todo un equipo en el back office se ocuparán de que todo salga a las mil maravillas y los comensales disfruten de la combinación de gastronomía, tecnología y espectáculo, porque para colmo, su emplazamiento no podría ser más ideal: el Hard Rock Hotel, en la Platja del Bossa en Ibiza. ¿Quién quiere (o puede) iiiiiiir?

maestra-ceremonias-sublimotion

sublimotion-gafas-realidad-virtual

Join the discussion 1 comentario

© 2015 duam comunicación